Correa Merino & Co

El Impacto Económico de la Declaratoria de Inexequibilidad de la Ley de Financiamiento en el Marco de la Crisis Latinoamericana

Por: Daniel Builes V.
Sebastián Correa R.

En medio de la crisis política generada por las fuertes protestas surgidas en Chile tras el alza en la tarifa del transporte público, la crisis ecuatoriana consecuencia de la puesta en marcha del plan de austeridad exigido por el Fondo Monetario Internacional y las fuertes críticas surgidas al rededor de la elección del presidente boliviano, la Corte Constitucional colombiana mediante comunicado de prensa del 16 de octubre de 2019 (expediente D-13207. Sentencia C-481/19) informó sobre la declaración de inexequibilidad de la Ley de Financiamiento, lo anterior por el incumplimiento de los requisitos procedimentales exigidos para este tipo de normas.

Sin embargo, en una clara muestra de compromiso con la inversión extranjera y la seguridad jurídica del país, la Corte Constitucional en su sentencia decidió diferir los efectos de la declaratoria de inexequibilidad hasta el 31 de diciembre de 2019, razón por la cual todos los hechos, actos y situaciones jurídicas que se consoliden hasta esa fecha serán juzgados bajo la precitada ley, conservándose para el año 2019 todos los beneficios, exenciones y amnistías tributarias que traía consigo la norma.

De otro lado y en un tiempo récord, el pasado 22 de octubre de 2019 (solo 7 días después de la declaratoria de inexequibilidad), el Gobierno Nacional radicó ante el Congreso de la República un proyecto de ley de reforma tributaria; proyecto que, de la mano con lo anunciado por el Gobierno Nacional, no contiene grandes cambios a lo ya señalado por la Ley de Financiamiento, modificando de forma precisa los periodos gravables y sustrayendo aquellos artículos que sólo tendrían vigencia para el año 2019 (modificación en 29 artículos del Estatuto Tributario, 1 artículo de la ley 1101 de 2006, 1 artículo de la ley 1819 de 2016 y 13 artículos eliminados y 6 modificados de la Ley de financiamiento).

Ahora bien, la declaratoria de inexequibilidad de la Ley de Financiamiento podría conllevar a un alto a las promesas de este gobierno en materia tributaria: los beneficios fiscales de renta exenta estipulados para las empresas de Economía Naranja, la eficiencia del régimen Simple de Tributación y los beneficios para las Compañías Holdings Colombianas. Sin embargo, la celeridad y el mensaje de urgencia con el cual fue radicada la nueva reforma fiscal avizoran un proceso de reglamentación que logre una transición exitosa entre la Ley de financiamiento y el nuevo proyecto de reforma fiscal.

Por otro lado, en medio de las inquietudes generadas con la declaratoria de inexequibilidad, surgen posibilidades de análisis y planeación fiscal, por ejemplo con respecto a la posible inconstitucionalidad del impuesto al patrimonio consagrado en el nuevo proyecto de ley de reforma tributaria, cuyo hecho generador será anterior a la promulgación de la ley. Lo anterior se suma al triunfo del sector financiero tras la declaratoria de inexequibilidad de la sobretasa a la renta estipulada en la Ley de financiamiento (parágrafo 7 del artículo 80), el cual gravaba con una sobretasa de hasta 4 puntos a las entidades financieras, declaratoria que librará a este sector de dicho gravamen para el periodo gravable 2019.

A pesar de las críticas, la economía colombiana ha logrado mostrase estable, siendo una clara muestra de esto el informe del 28 de octubre de 2019 realizado por Estándar & Poor’s, el cual mantiene a Colombia en un grado de inversión BBB-.

La crisis política, la inseguridad jurídica y el potencial impago de la deuda externa por el bajo recaudo, ha generado en la región un ambiente tenso, el cual podría desembocar en una reducción de la inversión extranjera. Sin embargo, los esfuerzos del Gobierno Nacional por subsanar la crisis jurídica generada alrededor de la declaratoria de inexequibilidad y su claro compromiso con la estabilidad jurídica, muestran que Colombia podría ser la opción más interesante como destino de inversión en Latinoamérica.

Condiciones de uso del sitio web